Mujeres y automovilismo, una buena combinación

En todas las épocas de la historia ha existido este tipo de guerreras que no se callaron ante la indiferencia masculina. Mientras muchos hombres eran laureados como grandes pilotos o empresarios del sector, ellas, con mucho talento y esfuerzo, fueron escalando posiciones hasta demostrar sus grandes capacidades para conducir o liderar con éxito una empresa.
Por ejemplo, Bertha Benz. La esposa de Karl Benz fue la primera mujer en conducir un coche. Se llevó a sus dos hijos a dar un paseo a bordo de una de las creaciones de su marido ante la mirada atónita de los viandantes.
Si quieres saber más, haz cclick aquí:
Mujeres y automovilismo, una buena combinación

Ana Alemany Written by:

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *